Pronombre personal átono

Wikilengua


Los pronombres personales átonos son los pronombres personales que tienen la función de complemento directo o complemento indirecto.

En la lengua hablada, e incluso en la escrita, es frecuente que se confunda el uso de estos pronombres, lo que da lugar a fenómenos como el laísmo, el leísmo o el loísmo.

Índice

[Modificar solo esta sección] Tipos de pronombres personales átonos

[Modificar solo esta sección] De complemento directo

Singular Plural
1.ª persona me nos
2.ª persona te os
3.ª persona lo, la los, las

[Modificar solo esta sección] De complemento indirecto

Singular Plural
1.ª persona me nos
2.ª persona te os
3.ª persona le, se les, se

Las formas de singular me y te y las de plural nos y os se usan sin distinción de género, y lo mismo como complemento directo que indirecto, por lo que es preciso para poder distinguir cuándo sean uno y cuándo otro, atender no sólo a la índole del verbo, sino también, en la mayoría de los casos, al contexto.

Así, en me atribuyen y me achacan, el me no puede ser más que dativo (CI), porque la significación transitiva de estos verbos recae sobre cosas y no sobre personas; pero en me conocen y me entregan no podemos saber si el me es acusativo (CD) o dativo sin atender a las demás palabras de la oración; porque si esta es me conocen la intención, el me es dativo y la intención acusativo.

Del mismo modo, si digo me entregan las pruebas, el me es dativo y las pruebas acusativo; pero si digo me conocen en todas partes; me entregan a mis enemigos, el me es acusativo, porque sobre él recae directamente la significación de los verbos conocer y entregar. Y lo mismo sucede en el género, pues me conocen, me entregan, lo mismo puede decirlo un un hombre que una mujer, como también nos conocen, nos entregan.

[Modificar solo esta sección] Posiciones que pueden ocupar

Pueden ser proclíticos, si anteceden al verbo al que complementan.

Ayer te envié un paquete. (Complemento indirecto.)
No lo recibiste. (Complemento directo.)

Pueden ser enclíticos, cuando lo siguen. En este caso se escriben unidos al verbo.

Pásame la sal. (Complemento indirecto.)
Pásamela. (Complemento directo.)

Cuando en una misma oración concurren dos pronombres átonos, se pueden usar los dos como proclíticos o como enclíticos, pero nunca uno como proclítico y otro como enclítitíco. Puede decirse, por ejemplo, a este niño me lo castigan bien, o castíguenselo bien, pero nunca me castíguenlo bien; búscamelo o me lo buscas, pero no me búscalo. Y lo mismo en el caso, poco frecuente, en que concurran tres pronombres:

Que se me lo castigue bien
Castíguesemelo bien

Respecto del orden de colocación de estos pronombres cuando concurran varios, ya vayan delante, ya detrás del verbo, el de segunda persona va siempre delante del de primera; y cualquiera de estos dos, antes del de tercera; pero la forma se (personal o reflexiva) precede a todos:

te me quieren arrebatar
quieren arrebatárteme
búscamelo
me lo buscas
búscatelo
te lo buscas
búsqueselo usted
se lo busque usted
tráigaselo,
que se lo traiga
se me hacía tarde
se te quema la ropa
se le ha curado la gripe
se les escapó

[Modificar solo esta sección] Referencias


Supervisado
Herramientas personales

¿Quieres colaborar y no sabes cómo? Ve a la página de propuestas, escribe y hacemos el resto.

Véase también

Categorías
Compartir

Sindicación

RSSAtom

Licencia

Creative Commons License

Acerca de...

Wikilengua
Protección de datos

Fundéu BBVA
Fundéu en Twitter
#EscribirEnInternet

Powered by MediaWiki