Wikilengua
Ir a la navegaciónIr a la búsqueda


El verbo provocar se usa con frecuencia de forma inadecuada como palabra comodín con valores distintos al de su significado:

...lo cual provocará graves trastornos...
...la gravedad de los hechos provocará la expulsión del equipo...
...el agotamiento físico provocado por la sobrecarga de ejercicio...
...la crisis económica provocada por la huelga...
...la explosión provocó la rotura de la puerta y...
...en un ataque que no provocó víctimas...
...la negativa del Gobierno ha provocado enfrentamientos...

El DRAE ofrece las siguientes definiciones para el verbo provocar:

  1. Incitar, inducir a alguien a que ejecute algo.
  2. Irritar o estimular a alguien con palabras u obras para que se enoje.
  3. Intentar excitar el deseo sexual en alguien.
  4. Mover o incitar.
  5. Hacer que una cosa produzca otra como reacción o respuesta a ella.

Si intentásemos aplicar a los ejemplos alguno de los significados que nos da el diccionario , las frases carecerían de sentido.

1 Alternativas

Entre las palabras que podrían sustituir al verbo provocar, según el contexto, tenemos los siguientes ejemplos:

  • Acarrear
  • Causar
  • Dar pie
  • Motivar
  • Ocasionar
  • Originar
  • Producir
  • Suscitar

2 Notas y referencias

  1. ^  «provocar» en el Diccionario de la lengua española de la Real Academia Española. Edición impresa: ISBN 978-84-239-6814-5.
  2. ^  Vademécum Fundéu